Páginas

Blog oficial de la escritora Raquel Sánchez García
"Escribir es mi vida y mientras exista una persona a la que mis letras le entretengan, pondré todo mi empeño en intentar convertirme, a través del papel, en un complemento de su felicidad" (Raquel Sánchez García)

"El mundo está lleno de puertas cerradas y nosotros nacimos para abrirlas todas" (Matilde Asensi)

Obras publicadas de Raquel Sánchez García

Obras publicadas de Raquel Sánchez García

Aviso

Traductor

Relatos Jamás Contados en tu idioma:
English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

Menús

jueves, 24 de octubre de 2013

¿Cómo hacer una reseña?

En muchas ocasiones me he encontrado mensajes que me han enviado los lectores y algunos blogs literarios comentándome que no podían darme una opinión sobre mis textos, ya sean obras publicadas o relatos escritos en mi propia página, porque no sabían como hacerlo. Es decir, no eran capaces de expresar por escrito lo que habían sentido al leerme. Para ellos esto era muy complicado y no tenían ni idea de por donde empezar, ni siquiera que decir.

Al hilo de estas conversaciones, una de ellas mantenida hace pocas semanas con un lector, me animé a intentar desarrollar una serie de pautas que, las personas que quieran expresarle a cualquier escritor una opinión, crítica o consejo más desarrollado que unas simples líneas y no dejarse nada en el tintero sobre un texto que hayan leído de su autoría, puedan seguir y les permita plasmar todas sus impresiones de forma fácil.

No soy experta en el tema, porque yo misma hace poco tiempo que comencé a publicar opiniones literarias en mi propio blog pero, estos son algunos de los pasos que suelo seguir a la hora de elaborarlas.

¿Cómo hacer una reseña?

En esta ocasión hablaremos de la reseña y os daré una descripción detallada sobre cómo elaborar una.

Definición:
Una reseña consiste en un análisis de una extensión de dos a tres cuartillas, dependiendo de su contenido, que refleja el resumen y la opinión sobre un libro, un artículo u otro texto publicado. 

El juicio que se emite sobre el objeto a reseñar puede ser negativo o positivo, esto dependerá del criterio del reseñador. El reseñador debe expresar su opinión respecto a lo que leyó o vio; en otras palabras, se emite un juicio de valor. 

En algunos casos, un trabajo de este género también intenta dirigir al lector para hacer algo, como puede ser recomendarle o disuadirle sobre la lectura de esa obra que tiene en sus manos o está dispuesto a adquirir y antes de hacerlo, quiere ver las diferentes opiniones generadas sobre otros lectores.

Estructuras básicas para la construcción de una reseña:
Una reseña incluye cuatro categorías: 
1.- Ficha técnica. 
2.- Resumen.
3.- Evaluación.
4.- Identificación del reseñador.

A continuación os explico cada uno de los elementos que componen la estructura de la reseña:

1.- Ficha técnica: Consta de varios apartados. Tomando como ejemplo la ficha de una de mis propias obras, estos se podrían dividir en:
- Imagen de portada.
- Video promocional, llamado también Booktrailer.
- Título.
- Autor.
- Género.
- Editorial.
- Fecha de publicación.
- Número de ISBN/ASIN.
- Formato.
- Número de páginas.
- Idioma.
- Lengua a la que está traducida, incluyendo el nombre del traductor.
- Derechos.
- Licencia.
- Sinopsis o argumento.
Si se tratara de una reseña sobre un medio que no pertenece al género escrito, como es el caso de las películas, obras pictóricas o presentaciones, entonces se presentan datos como el título, el director, el pintor y otros elementos que identifiquen el objeto del cual se habla. Pero yo me he centrado en el género escrito, aunque puede aplicarse también a lo antes mencionado.

2.- Resumen: esta sección suele llamarse también “comentario”. Esto nos indica que en esta parte se hace una descripción (resumen y síntesis) del elemento a reseñar. En él se habla del autor, la obra y sus técnicas. 

Algunos expertos reseñadores señalan que este apartado está dividido en dos subcategorías obligatorias (contenido y fuentes) y cuatro opcionales: antecedentes del autor, propósito, organización de la obra y método de trabajo. El orden en que se presentan estos conceptos varian segun el gusto del reseñador. Sin embargo, a continuación os doy una sugerencia.
- Antecedentes del autor: se escribe en un párrafo, la información que se tiene sobre el creador del objeto a reseñar. Esto incluye los temas en que se especializa, las lenguas en las que ejecuta sus trabajos, otras obras que haya hecho, y si es miembro de alguna asociación.

- Fuentes utilizadas: se consignan los datos sobre los recursos en los que se basó el autor para llevar a cabo su trabajo. Aquí podríamos hablar de las referencias bibliográficas.
- Método de trabajo: se refiere a las estrategias y técnicas que usa el autor en sus textos u otros tipos de presentaciones, pero específicamente se mencionan aquellas que aluden al objeto a reseñar. Por ejemplo, se pueden mencionar las investigaciones que se llevaron a cabo, o los pasos que se siguieron para recopilar las ideas que darían vida a la obra, si es que sabemos o tenemos conocimiento de los que empleó.
- Propósito: se especifican los objetivos y finalidades del autor al escribir su texto o al presentar su obra. Los expertos en reseñas sugieren que para la redacción de este apartado se utilicen sustantivos como “fin, finalidad, propósito”, además de verbos como “apuntar, pretender, tender, buscar y otros”.
- Organización de la obra: se incluye la información que describe la forma en la que la obra está ordenada. En el caso de libros, se hace mención del número de capítulos que la componen, junto con el prólogo, conclusiones, apéndices, índices, mapas, fotografías, etc.
- Contenidos: se comenta sobre los temas tratados en la obra. Se hace de manera descriptiva, breve y clara.

3.- Evaluación: es considerada una de las partes más importantes de la reseña, puesto que en ella se encuentra la valoración que se hace sobre la obra, remarcando así sus aciertos y limitaciones. 

Generalmente, consta de dos tipos de críticas: una negativa y una positiva. 

En la crítica negativa se consignan los aspectos débiles del trabajo; éstos suelen ser redactados de manera atenuada y evitando el uso de palabras fuertes, ironías y menosprecios sobre el contenido. Algunas veces, los reseñadores hacen sugerencias de cómo pudo haber resultado mejor el trabajo pero, teniendo en cuenta que nunca se debe atentar contra el autor de la obra ni contra el contenido de la misma de una forma agresiva e insultante. 

La crítica positiva, por otro lado, se concentra en los puntos fuertes del texto; es decir, se habla de sus contribuciones. El uso de adjetivos es clave para que la redacción de este apartado sea específico, claro y conciso.

A veces, también es recomendable exponer diversos fragmentos de la obra que nos hayan gustado o llamado más la atención, comentando los motivos que nos llevan a extraer esos párrafos concretos.

En este apartado, también podemos, de forma opcional, calificar la obra de alguna manera. Se puede realizar a través de estrellas, puntos, simples calificaciones como en los exámenes del colegio o cualquier otra cosa que se nos ocurra.

4.- Identificación del reseñador: al final de la reseña se indica el nombre y apellido del autor de la misma y ahora también se acostumbra a escribir el correo o incluso alguna otra forma de contacto electrónico (Facebook, Twitter, página web, blog, etc.) del reseñador. Generalmente, los títulos académicos suelen ser eliminados.

En resumen, para poder elaborar una reseña debemos tener muy en cuenta antes de empezar a escribirla los siguientes puntos:
1. Seleccionar el objeto a reseñar (texto, obra, película, presentación, etc).
2. Analizar atenta y críticamente la obra.
3. Identificar el propósito del autor.
4. Investigar sobre el autor y su método de trabajo.
5. Emitir un juicio sobre el elemento a reseñar incluyendo críticas positivas y negativas.
6. Hacer una guía que refleje los contenidos de la reseña.
7. Verificar que se cuenta con la información que se incluirá en cada apartado.
8. Comenzar la redacción de la reseña.
9. Asegurarse de que los adjetivos que se utilicen para emitir las críticas no sean ofensivos, superficiales o ambiguos.
10. Al terminar de escribir la reseña, hacer la primera revisión.
11. Preparar la versión final.
12. Publicar la reseña en un lugar público para que pueda ser leída por todos.
13. Enviársela al autor en cuestión, si es que tenemos esa posibilidad.

Creo haberos explicado todo con sumo detalle. 

Como suelo decir, las primeras veces que elaboramos una reseña, resulta complicado hasta que tenemos un esquema claro y diseñado por nosotros mismos que nos servirá como modelo para las siguientes. 

Os he explicado la forma más usual que suelen seguir los reseñadores expertos pero, cada uno es libre de seguir los pasos, pautas, directrices, modelos y esquemas que diseñe por si mismo. 

Esto que os muestro hoy es un simple modelo a seguir si os gusta, si no podéis inventar cualquier otro teniendo presente siempre los elementos principales (ficha técnica, aunque sea breve para identificar la obra; sinopsis o argumento para saber de que trata lo que hemos leído o visto y evaluación con nuestra opinión más sincera, sin caer en groserías ni insultos hacía el autor o el trabajo que reseñamos).

Espero que os sirva como guía y os ayude.

6 comentarios:

Maria Jose Moreno dijo...

Muy buena esta entrada, tomo nota que he aprendido mucho. Felicidades :)

Raquel Sánchez dijo...

Gracias María José, me alegra que te sirva.
Un saludo.

Blanca Miosi dijo...

Todo un curso. Espero que tus lectores se animen a seguirlo!

Raquel Sánchez dijo...

Gracias Blanca, tengo buenos maestros que me enseñan y con los que aprendo nuevas cosas cada día, entre ellos tu misma. Lo expuse con la intención que sirva a todo el mundo: blogs, lectores y escritores.

Ester Fernández García dijo...

supongo que cada cual tiene su estilo, por ello no se puede encasillar una forma de hacerlo. Mi forma, es propia, yo digo los pros y contra, lo que me gustó y no, y si pienso que es bueno o no, simplemente hago criticas constructivas de los libros.
Por ello, es una forma distinta a lo tuyo puesto. Nunca había visto tantas cosas que poner en la reseña, si en algunas me cuestan hacerlo de tu forma sería mucho más complicado, pero es un gran articulo. ;)

Raquel Sánchez dijo...

Así es querida Ester Fernández, cada persona tiene su estilo y forma de hacerlo. Yo simplemente expuse aquí una forma de como poder llevarla a cabo, cada uno es libre luego de seguir este esquema o no, va en gustos personales :)